¿Deshumanización del trabajo? Los riesgos de la reforma del empleo en una Ucrania devastada por la guerra

Language
castellano
Date
August 24, 2022
Author
Vitaliy Dudin
Tags
labour law
www (1)

Además de sus nefastas consecuencias inmediatas, la guerra en Ucrania ha causado un gran daño a los derechos laborales. Paralelamente a la destrucción de la industria y la infraestructura por las bombas rusas, está surgiendo un nuevo sistema de relaciones socioeconómicas en el campo del empleo. Las reformas apuntan a la desregulación (eliminación de normas que limitaban la libertad de los empleadores), la precarización (aparición de categorías vulnerables de trabajadores) y la decadencia del diálogo social (reducción de la influencia de los sindicatos en los procedimientos de despido y negociación colectiva). Si la agresión rusa representa una amenaza inmediata para los trabajadores, entonces la reforma laboral (que está encubierta por la guerra) amenaza con privarlos de sus derechos en el contexto de la creciente crisis.

Principios socialistas en el mundo del capitalismo oligárquico

“ Con el comienzo de la guerra, la actividad en el mercado laboral prácticamente se detuvo... La oferta de mano de obra seguirá superando significativamente la demanda ”, dice el Informe sobre inflación de julio de 2022 del Banco Nacional de Ucrania. Se reconoce que la guerra “provocó un salto sin precedentes en la tasa de desempleo” (alrededor del 35% de la población activa). La misma situación persistirá en 2023 si las hostilidades continúan durante mucho tiempo. Está claro que los propietarios intentarán compensar las pérdidas a expensas de los empleados. Para “desarmar” a la clase obrera, los oligarcas y otros capitalistas deben desmantelar la legislación de protección laboral.

A pesar de décadas de reformas de mercado, el Código de Leyes Laborales (Código Laboral) adoptado en 1971 todavía está en vigor en Ucrania. Los expertos de la Escuela de Economía de Kyiv lo etiquetaron como basado en 'principios legales socialistas' (especialmente en los términos de despidos). La preservación de esta ley distinguió favorablemente a Ucrania de Rusia, donde la ley laboral codificada fue reemplazada por un documento más neoliberal a principios de la década de 2000. Al actualizarse de acuerdo con las realidades de la economía, el Código Laboral de Ucrania todavía permite contrarrestar la mayoría de los ataques de los capitalistas, como los salarios atrasados, la introducción del trabajo a tiempo parcial involuntario y el despido ilegal. Durante las últimas décadas, el nivel de violaciones tiende a ser alto, pero los trabajadores pudieron proteger sus derechos en los tribunales (en el 80% de los casos, los tribunales locales se pusieron del lado de los demandantes). El empleador, como la parte más fuerte en las relaciones laborales, podría despedir a todos, pero a veces es demasiado caro para él. El sistema judicial no es ideal, pero es más independiente que en la Rusia de Putin. La debilidad de la legislación ucraniana radica en los poderes limitados de las inspecciones laborales y las disposiciones contra la discriminación simplemente inexistentes. Sin embargo, todos los planes para la evolución gradual de la legislación laboral hacia las mejores prácticas europeas fueron destruidos tras el estallido de la guerra el 24 de febrero.

Con el objetivo de proteger a los empleadores de las consecuencias de la crisis, el parlamento ucraniano adoptó las siguientes cuatro leyes que modifican el Código Laboral:

Untitled

nombre oficial de la leyNúmero y fecha de adopciónDisposiciones más peligrosasCómo liberalizará el procedimiento de despidoCategorías de trabajadores afectados
Sobre la organización de las relaciones laborales bajo la ley marcial*
Nº 2136 15.03.2022
Suspensión de los contratos individuales de trabajo, lo que implica la cancelación temporal del pago de salarios. Suspensión de los convenios colectivos, lo que lleva a privar a los trabajadores de recargos y bonificaciones extraordinarias. Aumento de la semana laboral a 60 horas y negativa a otorgar licencias adicionales (para trabajadores de infraestructuras críticas)
Los miembros ordinarios del sindicato pueden ser despedidos sin negociación con el sindicato. Si el empleado se niega a continuar trabajando después del deterioro de las condiciones laborales, puede ser despedido sin previo aviso con dos meses de anticipación.
Todos los trabajadores, especialmente los empleados cerca de la zona de guerra y los trabajadores de infraestructuras críticas
Sobre las enmiendas a determinados actos legislativos de Ucrania sobre la optimización de las relaciones laborales
Nº 2352 01.07.2022
Se cancela la retención de salarios para los empleados llamados al servicio militar
Nuevas causales de despido de empleados: a) incapacidad para proporcionar trabajo al trabajador si la propiedad de los empleadores resulta dañada como resultado de las hostilidades; b) ausencia del trabajador durante 4 meses si se desconoce el motivo de la ausencia
Trabajadores empleados en el territorio afectado por las hostilidades y trabajadores llamados al servicio militar
Sobre las enmiendas a ciertos actos legislativos de Ucrania en relación con la regulación de las relaciones laborales con horarios de trabajo no fijos
Nº 2421 (conocida como propuesta 5161) 18.07.2022
Los empleadores pueden celebrar contratos de trabajo con horas de trabajo no fijas (análogo de 'contrato de cero horas') sin una garantía de proporcionar trabajo de forma permanente. El salario no se pagará constantemente, sino solo en caso de desempeño de funciones de guardia.
Los contratos de trabajo con horas de trabajo no fijas pueden proporcionar motivos adicionales para el despido. El miembro del sindicato podría ser despedido por tales motivos sin el consentimiento del sindicato
Trabajadores, empleados en sectores con demanda inestable de mano de obra (pero no más del 10% del personal)
Sobre enmiendas a ciertos actos legislativos de Ucrania sobre la simplificación de la regulación de las relaciones laborales en el campo de los pequeños y medianos empresarios y la reducción de la carga administrativa sobre la actividad empresarial*
Nº 2434 (conocida como propuesta 5371) 19.07.2022
Introducción de un régimen contractual especial para las pequeñas y medianas empresas (hasta 250 empleados), a saber, la posibilidad de celebrar un contrato de trabajo "simplificado". Las partes podrán ponerse de acuerdo sobre algunas cuestiones de tiempo de trabajo (por ejemplo, motivos adicionales para horas extras)
Los contratos 'simplificados' pueden proporcionar motivos adicionales para el despido. El miembro del sindicato puede ser despedido por tales motivos sin el consentimiento del sindicato. El empleador tiene derecho a despedir al trabajador sin motivo y sin previo aviso (a voluntad), pero con el pago de una indemnización (no inferior a la mitad del salario mínimo)
Trabajadores de empresas privadas con menos de 250 empleados (cerca del 70% de toda la población ocupada)
  • El período de vigencia se limita a la ley marcial.

Nueva amenaza

Presumiblemente, en tal campo legal, los empleadores no tienen ningún incentivo para elevar los estándares sociales, porque cualquier trabajador insatisfecho puede ser despedido. Pero las corporaciones necesitan flexibilidad total de su parte, sin restricciones en relación con ciertos períodos (ley marcial), tipo de empresa (menos de 250 empleados) y tipo de contrato (contrato con horas de trabajo no fijas). Siguiendo estos deseos, el Gabinete de Ministros de Ucrania redactó recientemente una “ Ley Laboral ”. Esta ley reemplazará el sistema predecible de reglas de hoy por un sistema extremadamente individualizado que es similar a la ley civil. Los empleadores podrán imponer decisiones desventajosas a los empleados mediante la elaboración de "acuerdos adicionales" e ignorando la presencia de sindicatos. Las innovaciones más peligrosas incluidas son las siguientes: la posibilidad de suspensión del contrato de trabajo por los motivos especificados en el convenio colectivo; despido por una única violación "grave" de los términos del contrato de trabajo; deterioro de los términos de pago sin justificación, etc.

A diferencia del Código del Trabajo, el anteproyecto no contiene secciones dedicadas a la salud ocupacional, derechos sindicales, beneficios para jóvenes y madres. La aparición de tal proyecto de ley contradice los planes previos de las autoridades: la “Ley de Dessovietización” aprobada el 21 de abril de 2022, prevé la necesidad de desarrollar el Código del Trabajo en el plazo de un año, y no una ley que solo regule parcialmente ciertas cuestiones de las relaciones laborales.

Además de usar argumentos políticos como la necesidad de 'combatir la herencia socialista', las autoridades dirán que los trabajadores apenas sentirán ningún deterioro. Esto no es cierto, porque la mayoría de los trabajadores todavía trabajaban oficialmente y disfrutaban de los beneficios de las disposiciones protectoras de la ley. Alrededor de un tercio de los refugiados continúan trabajando de forma remota, manteniendo relaciones laborales con empresas ucranianas. Además, las condiciones de la guerra dificultaron los esfuerzos de los trabajadores en profesiones tan vitales como médicos, trabajadores ferroviarios, conductores, reparadores, y esto les impidió la oportunidad de luchar por mejores condiciones laborales. Las nuevas disposiciones legislativas constituirán un serio obstáculo para que los trabajadores se organicen en el período de posguerra.

En la nueva etapa de la lucha social

¿Cuáles son las verdaderas razones para cercenar los derechos laborales? ¿Trae la liberalización alguna ventaja a la economía? No. La explicación es la siguiente. En primer lugar, los autores de las reformas se oponen constantemente a cualquier intervención estatal en las relaciones laborales y consideran los derechos laborales como una simple "carga" para la economía. En segundo lugar, los sindicatos parecían no estar preparados para las condiciones de crisis. Todavía están apuntando sus críticas a los cambios particulares, evitando criticar el curso neoliberal general que antepone los intereses de los empleadores.

Durante la guerra, la sociedad tiene una gran necesidad de seguridad y pleno empleo. Las reformas del partido gobernante “Servidor del Pueblo” obviamente ofrecen lo contrario, a saber, la deshumanización del trabajo y el desempleo. Esos pasos demuestran que la clase dominante no dejará de oprimir a los trabajadores, ni siquiera considerando la guerra o los planes de integración europea. Por lo tanto, no hay fuerza que detenga la implementación de políticas antisociales. ¡Ninguna, excepto el trabajo, fortalecido por la solidaridad internacional! La clase obrera debe volverse más radical, porque estará menos protegida por medios legales. La organización sindical estará más politizada que nunca, porque uno tiene que desafiar no solo al empleador, sino también al consenso existente, dentro del cual cualquier conflicto es indeseable. Espero que los trabajadores (por ejemplo, los mineros de Kryvyi Rih) que soportan la agresión rusa en la línea del frente estén listos para nuevos desafíos y regresen a sus lugares de trabajo para exigir justicia.

La pregunta principal para los trabajadores hoy es cómo proteger los derechos que aún tienen y que les permiten a ellos y a sus familias sobrevivir. Sin embargo, para tener un futuro digno, deben preguntarse: ¿están dispuestos a seguir sufriendo para que los oligarcas sigan prosperando? Es hora de reorganizar la economía sobre una base diferente, socializando el control sobre la producción y haciendo de la sociedad la beneficiaria última del trabajo. Entonces, objetivamente, no será necesario el deterioro sistemático de la legislación laboral para complacer a los propietarios codiciosos.